Entender el cómic. El arte invisible

Entender el cómic. El arte invisible
5 (100%) 1 vote[s]

Entender el cómic. El arte invisible no es un cómic al uso. Se trata de un libro teórico que nos desvela los entresijos del lenguaje del cómic. Un verdadero clásico del cómic que supera las 200 páginas y que permite al lector acercarse a un mundo complejo y fascinante: el de la creación. Capítulo tras capítulo McCloud nos muestra los elementos de un cómic, su lenguaje, su estructura y la magia de la composición. Y lo hace de una manera tan sumamente fácil, que difícil será volver a ver los cómics de la misma manera después de su lectura.

Ya en su primer capítulo Scott McCloud deja clara cuál va a ser la intención de su obra: un estudio en profundidad del lenguaje propio del cómic, que permita entender en profundidad cualquier novela gráfica, de cualquier época. Lo que convierte a la obra en el mejor estudio del cómic de todos los tiempos. Una clase magistral sobre el cómic por donde desfilan personajes como Hergé, Will Eisner, Art Spiegelman, Jack Kirby o Gosciny y Uderzo. McCloud analiza sus estilos y aportaciones. Y utiliza sus creaciones para ilustrar y documentar sus propios teorías.

Entender el cómic

El cómic ofrece enormes recursos tanto al dibujante como al guionista. Lo único que se necesita es el deseo de contar algo. Y en este sentido esta novela gráfica ayuda al autor a reflexionar sobre sus posibilidades. La obra se divide en nueve capítulos en los que el autor analiza el cómic como forma artística y medio de comunicación. Veamos a continuación algunos de los aspectos principales que se abordan en el cómic.

Lo primero que hay que hacer es borrar de nuestra mente toda noción preconcebida del cómic. Solo si empezamos de la nada podemos descubrir el magnífico abanico de posibilidades que ofrece el cómic.

El cómic en la historia

Uno de los primeros aspectos que aborda Scott McCloud en su obra es un análisis histórico que le permita averiguar cuándo y dónde surgieron los primeros cómics. Y aunque el autor no llega a ninguna conclusión relevante, el planteamiento sirve perfectamente para introducir la obra por un lado, y mostrar la relevancia histórica del cómic por otro. Entre los principales referentes de los cómics el autor cita con bastante acierto al arte precolombino del siglo XV, al tapiz de Bayeux del siglo XI, a las escenas egipcias, o a la columna de Trajano.

Scot McCloud

El arte secuencial y la definición de cómic

Uno de los aspectos más interesantes de la obra, y que el autor utiliza también como punto de arranque, es el estudio de la secuencia de escenas; lo que él llama el arte secuencial. El mismo autor utiliza un ejemplo muy ilustrativo a este respecto cuando nos dice que antes de ser proyectada, una película es un cómic muy lento.

Precisamente a través del concepto de arte secuencial, el autor trata de buscar la definición perfecta de cómic. Y aunque McCloud no busca definir de manera categórica, sí deja claro que parte de la relación entre caricatura y secuencia de ilustraciones yuxtapuestas con un fin determinado.

Por más que nos esforcemos por entender el mundo de los cómics, parte de ese mundo permanecerá siempre en la sombra.

Planos icónicos y realistas

Otro punto importante es el análisis que hace del verdadero lenguaje de los cómics, que son sus ilustraciones. Para ello analiza el dibujo insertándolo en el interior de un triángulo, en donde cada vértice representa una manera diferente de entender los planos. A un lado el plano del realismo, amante de la belleza natural de las cosas. A otro lado el plano del significado, que refuerza la belleza de las ideas. Y en el otro extremo el plano pictórico, sostenido por la belleza del arte en sí mismo. Lo que nos plantea el autor, es que cualquier personaje de cómic estará inserto en una posición de este triángulo, que marcará el estilo; que por otro lado puede ser oscilante. Los artistas pueden fluctuar o permanecer en uno u otro extremo, lo que puede ser indicativo de la fidelidad a un estilo.

Entender el cómic: clausura y calle

teoría del cómicOtro punto realmente interesante de Entender el cómic. El arte invisible, es la definición de los conceptos clausura y calle.

Clausura consiste en ver una parte, pero percibir el todo. En este caso nuestra mente hace el trabajo de percibir la realidad desde una abstracción. Es decir, el autor no tiene necesidad de mostrar toda la secuencia de una escena, sino que puede cortar a su antojo y dejar que sea el propio lector el que se imagine la parte que falta.

Calle son las escenas que no se llegan a producir, el espacio en blanco entre dos viñetas; pero que gracias a la clausura cobra vida propia y es reproducida en la mente de los lectores. Es el propio lector el que simula en su mente el tiempo y el movimiento de la escena.

Ambos son dos conceptos fundamentales del lenguaje del cómic. Y según sea la transición entre uno y otro, el resultado es radicalmente diferente. De hecho, resulta muy interesante la diferencia entre el cómic occidental y oriental en este punto.

El tiempo en el cómic

entender el comicUn asunto complejo que se aborda en Entender el cómic. El arte invisible, es el del tiempo. En un cómic una sola viñeta puede suponer un tiempo relativamente largo. De hecho, una sola viñeta puede representar en realidad distintas acciones que bien podrían estar en viñetas separadas. De este modo, podríamos decir que realmente es la viñeta la que define el propio tiempo de la historia. Y el recuadro de la viñeta sería en este caso la guía a través del tiempo y del espacio. Muy llamativo el recurso de imprimir “a sangre”, que viene a ser que la viñeta de sale de la página; un recurso muy usual en el cómic japonés. También las líneas cinéticas se pueden utilizar para expresar el paso rápido del tiempo.

La línea: un recurso básico para entender el cómic

entender el comic el arte invisibleLa línea puede mostrarse orgullosa, dinámica, severa, acogedora, conservadora, salvaje y de muchas otras maneras. Las líneas son símbolos que se utilizan para representar lo invisible. Por ejemplo, el mal olor. Se pueden aplicar en cualquier contexto y el lector captará inmediatamente el mensaje que se quiere transmitir.

Incluso en un segundo plano de la viñeta las líneas se pueden utilizar para transmitir al lector emociones o sensaciones. Un recurso muy utilizado en el manga.

Letras e imágenes

Letras e imágenes empezaron siendo una misma cosa. De hecho, se podría decir que las letras surgieron a lo largo de la historia del resultado de la abstracción de las imágenes. Sin embargo, con el tiempo ambas terminaron separadas y distanciadas lo máximo posible. La literatura por un lado, y al otro imágenes y pinturas. Sin embargo, la aparición del cómic supone en cierto modo un cambio de rumbo en esa dinámica histórica. Y las combinaciones entre ambas son infinitas.

el arte invisible

En definitiva, una obra que merece en sí misma un espacio en todas las librerías de cualquier aficionado al cómic; y por descontado, un espacio en la de cualquier docente que esté interesado en usar los cómics con fines divulgativos. Después de esta lectura no volverás a pensar que el cómic es algo para niños.

  • Entender el cómic. El arte invisible
  • Scott McCloud
  • Astiberri
  • 2007 (6º edición, 2019)
  • 19,00€

Deja un comentario